viernes, 10 de mayo de 2013

SEROMA Y CIRUGÍA DE LA MAMA


Dr. José María del Val Gil
Jefe de Servicio de Cirugía General del Hospital Obispo Polanco de Teruel

 Consideraremos como SEROMA a una colección de líquido seroso dentro de una cavidad residual postquirúrgica.
No debemos confundirlo con el LINFEDEMA, que es una colección o acumulación de líquido linfático que aparece tras la extirpación o el daño de vasos y/o ganglios linfáticos. Esta acumulación se puede producir en los espacios existentes entre la piel, la grasa, el músculo, los nervios y las células del tejido conjuntivo.
Ambos procesos, serosa y linfedema, pueden aparecer o presentarse tras la cirugía de la mama, asociada o no a la cirugía de la axila.
Nosotros nos vamos a referir exclusivamente al seroma que se puede presentar tras la cirugía mamaria y/o axilar.

FRECUENCIA:

            El seroma es la complicación más frecuente en este tipo de cirugía, con una incidencia que puede llegar a más del 60% de los pacientes sometidos a ella.
Se debe a la extensa sección de vasos sanguíneos, conductos linfáticos, ganglios linfáticos y a la formación de una cavidad virtual entre la pared torácica y los colgajos cutáneos; circunstancias que se dan en prácticamente todos los pacientes sometidos tanto a una mastectomía como a una cirugía conservadora de la mama, con o sin disección axilar.

 ¿CUAL ES LA CAUSA DEL SEROMA?:

            Parece ser que el seroma se forma a partir de un exudado de tipo inflamatorio, basado en las concentraciones de inmunoglobulinas y células blancas, sin descartar que esté influenciado por exudado proveniente de vasos linfáticos.

¿QUE FACTORES TÉCNICOS PUEDEN INFLUIR?:

1.-Tipo de cirugía:
  • La mastectomía presenta un mayor índice de seromas que la cirugía conservadora y, dentro de la mastectomía, la radical tiene más posibilidad que la radical modificada.
  • La reconstrucción mamaria inmediata con expansores retromusculares, tienen un menor índice de seromas.
  • El uso del electrobisturí se asocia con una mayor frecuencia de aparición de seromas, pero en cambio se asocia a una menor pérdida de sangre, con lo cual el cirujano sigue utilizando el electrobisturí. El uso de otros tipos de “bisturí” como puede ser el láser (no se observaron beneficios), o el bisturí-sellador bipolar (no está claramente demostrado su beneficio en cuanto al serosa), o el bisturí armónico (parece mejorar los resultados a nivel axilar), sin embargo el uso del bisturí de plasma puede hacer disminuir el número y cantidad de seromas.
  • Cierre quirúrgico de la cavidad residual en los casos de tumorectomía y en general en la cirugía conservadora de la mama, sí que reduce la formación de seromas.
 2.-Compresión externa:
            No disminuye el débito del drenaje ni la aparición de seromas.

3.-Uso de distintos tipos de sustancias:
            Se han empleado multitud de sustancias de cara a evitar la aparición de seromas, intentando disminuir u obliterar el espacio virtual que deja la resección quirúrgica, sin encontrar mejorías y resultados claramente positivos; y así se han empleado:
  • Adhesivos de fibrina
  • Trombina de origen bovino
  • Tetraciclina
  • Adhesivo fotopolímero transdérmico
  • Otras sustancias: alcohol, soluciones yodadas, solución salina hipertónica, etc.

4.-Restricción de movimientos de la articulación acromioclavicular:
            Tampoco se ha podido demostrar sea una práctica beneficiosa.

¿QUÉ OCURRE CON LOS DRENES Y LA APARICIÓN DE SEROMAS?:

            En la actualidad sigue existiendo controversias en cuanto al uso sistemático de drenes en la cirugía mamaria y axilar, aunque continuamos dejando drenes aspirativos cerrados a nivel del tejido subcutáneo y en la axila en el caso de hacer un vaciamiento axilar.
            Otro punto discutible es el tiempo que se deben dejar los drenes, que tampoco se ha visto influya posteriormente en el desarrollo de un seroma. Parece que todos estamos de acuerdo en mantener los drenes el tiempo que sea necesario hasta que la cantidad drenada en 24 horas sea de menos de 40 cc, y esto se mantenga al menos 48 horas. Esta situación no quiere decir que posteriormente pueda aparecer un seroma en la herida.


 


¿QUÉ ACTITUD HAY QUE TOMAR ANTE LA APARICIÓN DE UN SEROMA?:

            En el caso de que clínicamente no dé sintomatología y veamos es de una cantidad pequeña, se puede contemporizar. En aquellos casos que clínicamente se vea es una cantidad moderada o alta y ocasione molestias, se procederá a su evacuación por punción estéril del mismo. En algunas ocasiones, y debido a la persistencia del seroma en cantidad, se podrá colocar un nuevo dren aspirativo.
 
 

1 comentario:

  1. Yo tuve una cirugía de mama, me quitaron un cuadrante y el doctor me dijo que se me iba a formar un seroma. Mi pregunta es ¿ Me pueden hacer una mamografia con el seroma?

    ResponderEliminar